Un helado que hace tiempo era típico encontrarlo por las calles, poco a poco ha ido desapareciendo, cada vez se ven menos vendedores y no todas las personas han tenido el placer de probarlo, nos referimos a los  “pirulis”.

Los helados pirulis o nieves de cohetito con ate de membrillo (el tradicional) aún se distribuyen , sólo que cada vez menos y es realmente una gran suerte probarlos.

Estos helados son característicos por su peculiar forma, se mantienen en un recipiente de metal con forma de cilindro puntiagudo lo que le da dicha forma y su sabor es realmente delicioso. Se entregan envueltos en una hoja de papel bond gruesa, para que resista el tiempo que te tardes en comerlo y no se rompa.

Se venden en un triciclo el cual contiene una barrica con hielo dentro y los riquísimos pirulís listos para ser degustados. Entre sus principales sabores se encuentran nuez, chocolate, vainilla,coco y fresa ideales para refrescarse en estas próximas fechas de calor.

El pirulí es un helado artesanal, debido a su forma de preparación y su ingrediente principal es la leche.  Si llegas a tener la gran suerte de encontrar a un vendedor de pirulís no dudes en probar toda su variedad de sabores y de esta forma contribuir a que este delicioso helado no deje de ser elaborado.

1 COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here