De origen muy antiguo los churros fueron y siguen siendo una de las delicias más consumidas en México y otros países del mundo. Consisten principalmente en una masa que contiene harina y agua la cual se introduce en un utensilio especial donde se hace salir a presión con forma cilíndrica estriada y se fríe en abundante aceite, suele espolvorearse en azúcar o en chocolate y su sabor es muy rico.

Si no tienes cerca un lugar donde vendan churros, no te preocupes más, aquí te traemos la receta para que prepares tus propios churros caseros.

Ingredientes:

*1/2 litro de agua

*250 mililitros de leche

*360 gramos de harina de trigo

*1 cucharadita de sal

*Aceite

*Una churrera manual

Preparación:

1.- En un recipiente colocar el agua, la leche y la sal. Llevar al fuego y cuando rompe el hervor agregar de golpe toda la harina.

2.-Revolver continuamente hasta que la preparación esté cada vez más espesa y se logre una bola de masa compacta.

3.-Se utilizará una churrera manual, se coloca en el tubo un poco de masa. Después hacer presión para que vaya saliendo el churro ya formado por el otro extremo.

4.-A medida que van saliendo por el tubo, se deben cortar con una tijera del tamaño que se desee y colocar en una bandeja. Seguir con el proceso hasta terminar la masa.

5.-En otro recipiente colocar abundante aceite. Llevar a un fuego medio y dejar que se caliente el aceite, pero no demasiado, esto hará que el churro pueda cocinarse bien sin que quede crudo su interior.

6.-Cuando estén cocidos se deben retirar del recipiente con aceite y colocarlos sobre papel absorbente y espolvorear con azúcar.

1 COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here